¿Estás pensando en construir una cubierta o fachada? Entonces, es necesario que conozcas el panel sándwich y sus características, ya que pueden ser una gran opción, gracias a su durabilidad, bajo precio, poco mantenimiento y eficiencia energética.

En este post de Cubiertas de Zinc, te daremos a conocer los diferentes tipos de panel sándwich que existen, te explicaremos un poco en qué consiste cada uno, y te indicaremos las grandes ventajas que ofrecen con su instalación, entre otras cosas.

¿Qué es el panel tipo sándwich?

Lo primero que debes saber es que el panel tipo sándwich está formado por un aislante térmico de poliuretano, el cual está recubierto por dos capas metálicas, por lo general de acero o aluminio, o no metálicas. Un dato interesante es que su capacidad aislante no sufre variaciones con el paso del tiempo, gracias a la gran resistencia del poliuretano.

Si bien hay más tipos, los dos principales son el panel tipo sándwich para cubiertas y el panel sándwich para fachada. Ambos, pueden ser combinados con paneles de policarbonato celular o de poliéster, para obtener mayor luminosidad y aislamiento. Y la mayor diferencia entre los paneles de cubierta y los de fachada, es que los primeros deben soportar condiciones climáticas mucho más directas, al igual que el peso de los instaladores.

Tipos de panel sándwich

De cara al aislamiento de los hogares, existen un conjunto de soluciones ideales para cada necesidad, así como para cada tipo de edificio. Y debido a las ventajas y beneficios de los paneles sándwich, estos han logrado convertirse en los aislantes más demandados del mercado actual.

A continuación, vamos a hablarte de los diferentes tipos de panel sándwich, y del uso habitual que se le otorga a cada uno. Todo ello con la finalidad de que tengas más claro cuál necesitas para tu proyecto.

Paneles sándwich para cubiertas

Tal y como su propio nombre indica, es aquel que se utiliza para la construcción de tejados y cubiertas en toda clase de edificaciones. Estos poseen características geométricas que le permiten soportar cargas de diferentes agentes meteorológicos, como la nieve o la lluvia.

Lo común es elegir este panel para tejados que posean más de un 7% de desnivel, y es perfectamente apto para toda clase de edificios, aunque es utilizado con frecuencia, sobre todo, en edificios públicos como polideportivos o naves industriales. Sin embargo, el modelo básico no dispone de un recubrimiento de teja que embellezca la parte externa, a diferencia del panel tipo teja.

El panel sándwich tipo teja destaca por su diseño urbanístico, con un recubrimiento de chapa con apariencia muy similar a la teja cerámica de las casas. Este tipo de panel sándwich es el más habitual para su aplicación en edificios residenciales y fincas.

Estos paneles se fijan a la estructura por medio de tornillos auto-taladrantes. Y para evitar filtraciones debido a lluvias y humedades se incorporan arandelas sellantes, las cuales agilizan la instalación sin disminuir el aislamiento de la cubierta. Lo recomendable es perforar el tornillo al menos unos 30 mm en la estructura, para que el panel quede bien fijado.

Cabe mencionar, que existe una versión para ser empleada exclusivamente en granjas. Estas versiones cuentan con un tratamiento especial que las convierte en las más indicadas para durar en este tipo de ambientes, en contacto directo con la naturaleza.

Paneles sándwich para fachadas

El siguiente tipo de panel sándwich es empleado para el aislamiento de fachadas, y de algunos interiores, en formato vertical. En otras palabras, es el correspondiente para paredes y muros, tanto exteriores como interiores. La cara externa de este tipo de panel suele ser metálica e incluye la tornillería oculta, con el fin de que quede más estético.

Es perfecto para proyectos que precisen un buen aislamiento, pero necesiten un material que sea ligero, como en las naves industriales, edificios públicos o centros deportivos. Y sus usos principales dependen del tipo de modelo.

Por ejemplo, el panel sándwich para fachada interior suele utilizarse para la sectorización y el cerramiento, ya sea de oficinas o locales que requieren un montaje rápido y económico. Mientras que el modelo de panel fachada exterior suele usarse para el revestimiento de edificios con un alto nivel estético.

En cuanto a las superficies de metal, estas suelen ser de espesores que rondan entre los 0,4 y los 0,6 mm. Dicho grosor protege el interior y hace posible una instalación eficaz y rápida. También se diseñan con un micro-perfilado que aporta mayor seguridad, sin embargo, en caso de que su uso sea para el interior de un edificio, la placa puede fabricarse en liso para una mejor estética.

Dicho perfilado incrementa la rigidez de la superficie y, por ende, la resistencia a la carga de los paneles sándwich.Y, en cuanto al sistema de instalación, este se lleva a cabo con machihembrado, asegurando una protección adecuada que evite tanto filtraciones térmicas como humedades.

Paneles destinados a ofrecer mayor iluminación

Este tipo de panel se llama Policarum, es traslúcido y está formado por una placa de policarbonato de unos 25mm de espesor. Por lo general, se utiliza en cubiertas inclinadas con el fin de dejar pasar la luz solar al interior de dichos espacios.

Posee un sistema de fijación único, que se consigue por medio de perfilería de aluminio y juntas EPDM, las cuales aseguran una perfecta unión y fijación. Adicionalmente, la unión queda oculta gracias al sistema de tapajuntas.

Panel Frigorífico

Los paneles sándwich también pueden ser instalados en cámaras frigoríficas, al igual que en cámaras de congelación o cuartos fríos, donde el aislamiento térmico es un asunto vital. Para estos casos existe el panel frigorífico tipo sándwich, el cual posee unos grosores por encima de lo normal, para ser capaz de soportar las temperaturas negativas. Hay modelos de hasta 200 mm de grosor, capaces de soportar temperaturas de hasta -30°C.

Es necesario prestar especial atención a la junta de unión entre este tipo de chapa sándwich, si se desea mantener las altas temperaturas necesarias para la conservación de productos alimenticios. Por eso, el sistema de unión en este tipo de panel se lleva a cabo con el machihembrado, reforzado con junta EDPM y doble tetón.

Si bien la fabricación de un panel de estas características es costoso, las prestaciones que proporciona hacen que su precio valga totalmente la pena. De hecho, no existe otro panel que garantice un aislamiento tan eficiente, y sea de tan sencilla instalación.

Por último decir que, estos paneles, poseen caras externas metálicas y un núcleo aislante rígido de poliuretano, lo que les otorga un excelente aislamiento térmico.

sand1

Ventajas de los paneles sándwich

Existen una serie de factores que hacen de los paneles sándwich una gran opción. Dichas cuestiones tienen que ver, entre otras cosas, con el espesor aislante, la calidad del producto, la seguridad que ofrecen, el grosor de la chapa, etc.

A continuación te hablamos de todas estas ventajas de los paneles sándwich.

  • Son de los aislamientos con mayor poder aislante térmico, con un espesor mínimo del panel.
  • Son fáciles de limpiar y de mantener.
  • Rígidos, fuertes y estables, son completamente fiables para cubrir cualquier construcción.
  • Puede variar su color, por ejemplo, en materiales como el aluminio o el acero.
  • Estos paneles son de fácil instalación, así como su reparación o sustitución.
  • Su aplicación se destina incluso a la industria farmacéutica, por lo que su salubridad es óptima, y ofrece un aislamiento total de agentes externos.
  • Gracias a su sistema de montaje, las construcciones resisten a la humedad y al paso de aire.
  • Su grosor puede ser variable, en función de las necesidades del edificio.
  • Cuenta con aislamiento térmico, aislamiento acústico y protección de las partes interiores.
  • Ofrece una gran durabilidad, y los costes de su mantenimiento a lo largo del tiempo serán muy bajos. Ya que sus materiales son resistentes y no requieren de un cuidado constante para que puedan durar mucho tiempo.
  • Posibilidad y facilidad de portabilidad.
  • Tornillería oculta para que esta no sea vista y perjudique estéticamente.
  • Bajo impacto ambiental y facilita el ahorro frente a gastos energéticos.
  • Una vez acabe la vida útil de los paneles, los materiales se pueden reciclar/reutilizar.
  • Los costes de su instalación son menores a los de otras otras opciones.

A pesar de tantos aspectos positivos, hay que tener en cuenta que los paneles sándwich también cuentan con algunas limitaciones:

  • Es vulnerable ante el fuego en paneles con núcleo de espuma rígida.
  • Si se exponen de manera constante a altas temperaturas, es posible que se produzca la deformación de alguna de sus caras.
  • Posibilidad de deformación debido a sobrecargas.
  • Capacidad térmica baja.
  • Su aislamiento acústico no es comparable a materiales de construcción de mayor peso.

Pero, gracias a todo lo anterior, los paneles sándwich pueden ser una gran opción de aislamiento, tanto en reformas integrales de edificios, como para crear desde cero nuevos proyectos.

¿Qué protección ofrecen los paneles sándwich?

Además de las ventajas y desventajas que acabamos de mencionar, queremos hacer mención especial a la protección que ofrece este material frente a diferentes agentes externos.

Agentes atmosféricos y corrosión

Un asunto indispensable de cualquier instalación es que esta proteja de manera adecuada, a todo individuo que se encuentre en su interior de agentes o fenómenos atmosféricos, al igual que de la corrosión.

Es por ello que los paneles sándwich fueron diseñados de manera tal que puedas satisfacer dicha necesidad, brindando una excelente y casi insuperable resistencia a estos elementos, se trate de intenso calor o de fuertes lluvias o granizo. Y todo lo anterior manteniendo intacto el aislamiento de las chapas, a la vez que realizan su aporte frente al ahorro energético.

Por otro lado, gracias a la innovación y evolución en el sector, cada vez se ofrecen chapas sándwich que poseen una resistencia más potente contra ambientes corrosivos, para su aplicación en industrias de carácter químico o cualquier tipo de granjas.

Humedad y calor

Otra protección a destacar, que proporcionan los tipos de panel sándwich, es su resistencia frente a elementos como la humedad y el calor. Su instalación produce estanqueidad tanto al agua como al aire, evitando las fugas y mejorando la calidad del ambiente en el interior del edificio que cubra.

Eso si, debido al aislamiento producido por los paneles sándwich, es necesario controlar la ventilación, ya que el aire no puede circular debidamente.

En la actualidad, la construcción contemporánea dedica una creciente atención a la eficiencia energética, y la responsabilidad se la otorgan a los materiales que emplean en las construcciones, como los paneles sándwich.

De esta forma, se buscan materiales capaces de mejorar dicha necesidad, y se adaptan a las necesidades y los gustos de cada cliente y edificio. De hecho, una gran ventaja es poder adaptar estos paneles a un grosor en concreto (cuanto más grosor, mayor aislamiento).

Además, instalar estas placas supone:

  • Un aislamiento preciso a un precio competitivo.
  • Poca filtración de agua.
  • Mayor comodidad y silencio en el ambiente.
  • Un ahorro energético presente todo el año.

durabilidad-de-los-paneles-sandwich

Instalación de paneles sándwich con Cubiertas del Centro

¿Aún no conoces el trabajo que desarrollamos en Cubiertas del Centro? Somos especialistas en la instalación de todo tipo revestimiento, ofreciendo servicio para el revestimiento de exteriores: fachadas, cubiertas, canalones, etc., y también el revestimiento de interiores.

Nuestros materiales metálicos son de calidad superior, y contamos con amplia experiencia y una plantilla de categoría. Te invitamos a echar un vistazo a todos nuestros servicios. Y si lo deseas puedes ponerte en contacto con nosotros para resolver todas tus dudas.

Te sugerimos que facilites a nuestros comerciales toda la información necesaria sobre tu proyecto, para que podamos recomendarte el tipo de panel sándwich más adecuado para tu obra.

 

LLAMAR AHORA