Los canalones de aluminio son unos de los productos más empleados durante la construcción de cubiertas o tejados. Una de sus principales ventajas es que resisten muy bien los cambios climáticos y son muy fáciles de transportar.

Si estás pensando en instalar canalones metálicos en tu hogar, presta mucha atención a todas las recomendaciones que te ofrecemos en este post.

1. Ten claro qué modelo de canalón necesitas

Cuando nos disponemos a instalar canalones en nuestras cubiertas debemos primeramente reflexionar sobre el modelo que se ajusta mejor a nuestras necesidades.Los canalones para tejados pueden ser de formas muy diversas siendo las trapezoidales y las redondeadas las más comunes. Entre los canalones más utilizados se encuentran:

  1. Canalón integrado en cubierta: se instala en el borde inferior del tejado, normalmente con el mismo acabado para mantener la estética en los exteriores.
  2. Canalón integrado en la pared: también se instala en el borde inferior del tejado, una vez montado termina siendo un acabado más de la pared. El canalón y la pared forman un mismo conjunto.
  3. Canalón independiente: se mantiene en el aire más allá del borde inferior del tejado. Suelen estar hechos de metal como el zinc, aluminio, piedra, madera u otro tipo de material.

Es importante que sepas con certeza en qué lugar de tu tejado quieres instalar tu canalón o canalones. Es imprescindible que midas el largo de tu tejado para tener una idea aproximada de cuántas piezas necesitarás. Además, es necesario también que midas la altura desde el tejado hasta el suelo para poder conocer la medida de la bajante.

Se debe escoger el ancho del canalón teniendo en cuenta los metros cuadrados de tu tejado. Lógicamente, cuanto mayor sea un tejado más diámetro de canalón se necesitará para poder evacuar todo el caudal de agua.

canalones

Si deseas instalar por tu cuenta los canalones tendrás que comprar todos los manguitos o codos necesarios para hacer la unión y las piezas de esquina en el caso de que tuvieras que unir la caída de agua de dos tejados distintos. Es probable que también tengas que comprar abrazaderas para la bajante, ganchos y perfiles metálicos.

El ancho de cualquier canalón siempre está relacionado con los metros cuadrados del tejado donde vaya a ser instalado. La finalidad principal de un canalón es poder recoger todas las aguas que caen y se vierten por el tejado, por ello es vital que te informen profesionales sobre el tipo de canalón que más te puede beneficiar. Las clases más populares de canalones para tejados son los canalones de aluminio y los de PVC.

2. Canalones de aluminio

Los canalones de aluminio son excelentes conductores del agua de lluvia y sirven para evitar la humedad en cualquier tipo de edificación.

La principal ventaja de los canalones metálicos es que ofrecen una gran resistencia frente a las incidencias climáticas, por lo que no es necesario tener que remplazarlos cada año.

Es cierto que a veces se instalan canalones de PVC porque el precio inicial es más económico, sin embargo, a largo plazo los de aluminio ofrecen mejores prestaciones.

Los canalones de aluminio forman una pieza en su conjunto, sin juntas, por lo que ofrecen una mejor resistencia y estabilidad. A nivel estético, los canalones metálicos también son mejores que los de plástico, ya que brindan una sensación de unidad y la pintura se aplica con la técnica de imprimación lacada al horno, así que mantienen su brillo durante muchos años.

Para la instalación de canalones de aluminio es necesario contar con profesionales como Cubiertasdezinc.es. Estos canalones metálicos suelen fabricarse a medida para que se ajusten perfectamente a los distintos tejados que puedan tener las edificaciones.

La instalación de canalones debe dejarse en manos de gente preparada y con experiencia en el montaje de estas importantes herramientas. La manipulación de canalones de agua puede parecer una tarea sencilla pero en realidad no lo es. Por ello, es recomendable apostar por empresas que ofrezcan seguridad y comodidad para su instalación y reparación.

Un canalón de lluvia es un canal, hecho con material de diferente composición, que almacena y distribuye el agua caída en un tejado, para así proteger los cimientos del edificio. Los canalones también ayudan en la prevención de filtraciones de agua.

variedad de canalones de aluminio

3. Canalones de PVC

Los canalones de PVC suelen ser los más  baratos del mercado y, además son los más fáciles de instalar. Sin embargo, este tipo de canalones elaborados con materiales plásticos no resisten demasiado bien los cambios climáticos. Para sujetar los canalones de PVC podemos encontrar tres formas diferentes:

  1. Directo en la cornisa: el gancho se coloca en la cornisa del tejado si tiene una buena superficie de apoyo en todo el recorrido y si la salida de las tejas es la correcta para que pueda recoger el agua. Es necesario colocar tornillos de madera si la cornisa está hecha con este material o tacos si es de hormigón, ladrillo con revoco, monocapa etc.
  2. Con pletina en cubierta: cuando es en obras nuevas se tiene que colocar pletinas metálicas sobre la superficie de la cubierta. Es necesario que todas sobresalgan en la misma medida sobre la teja. Una parte de la pletina de metal quedará oculta debajo de la teja y otra recibirá el gancho de PVC, que se puede regular. Cuando la obra ya está hecha se tiene que quitar la última fila de tejas y llegar hasta el soporte para poder colocar las pletinas.
  3. Gancho para tejas: cuando el tejado queda al aire sobre la cornisa se pueden poner ganchos con estribo para colocar en las tejas. Además, también es posible instalar placas de fibrocemento o chapa ondulada.

Los pasos que se deben seguir para la instalación de canalones de PVC son principalmente:

  • Retirar los canalones antiguos: en el caso de que hubiera otros canalones que se pusieron con anterioridad hay que desatornillándolos de la cornisa o los ganchos. Se tienen que abrir las abrazaderas y sacar las bajantes.

Hay que limpiar y reparar las partes de la cornisa que pueden estar deterioradas para que no haya ningún tipo de impedimento a la hora de colocar los nuevos canalones.

  • Planificar cada pieza que vas a colocar: es importante que sepas el punto exacto donde quieres poner el desagüe para darte cuenta de si la bajante va a ir directamente con salida a la calle, acera, jardín o a una arqueta conectada a la evacuación general de la casa. Se tiene que marcar el centro del desagüe a la bajante en la cornisa y colocar un clavo en el soporte a la altura necesaria para que el canalón recoja el agua de las tejas de forma correcta.

La pieza del desagüe tiene que estar sujetada por dos ganchos a la bajante. Si no quedase en un extremo y fuese la bajante central, debes marcar cada uno de los ganchos  a su derecha e izquierda. Se tiene que respetar el desnivel de ambos dos para que el agua del desagüe baje sin dificultad desde cualquier punto.

  • Atornillar las partes necesarias: una de las maneras habituales en la colocación de canalones para tejados es mediante ganchos atornillados a pletinas metálicas. Éstas suelen atornillarse cada 60 centímetros sobre la base de la cubierta y el gancho se atornilla a la ranura vertical de la pletina. Esta ranura facilita el recorrido del gancho, así que se puede regular a su altura dependiendo de la inclinación que debe llevar el canalón.

Cuando las obras son nuevas es muy sencillo de colocar las pletinas antes de colocar las tejas. Cuando el tejado ya está colocado se tiene que levantar la primera fila de las tejas y colocar posteriormente las pletinas metálicas.

canalones de pvc

Es importante alinear por igual todas las pletinas utilizando una cuerda tirante entre los extremos del tejado y con la salida deseada del alero. Una vez que se hayan colocado las pletinas metálicas se puede trazar la caída de cada gancho con la misma cuerda de un extremo a otro.

  • Encolar las piezas de PVC: todas las juntas de las uniones entre piezas que son de PVC cuando estamos instalando canalones tiene que ir selladas y unidas con un pegamento muy específico para este material. Cuando se realizan cortes en alguna pieza, se deben limar primero para poder dejar el canto a bisel. Posteriormente hay que limpiar las superficies que se deben unir con limpiadores para PVC y extender la cola con un pequeño pincel. Antes de que se seque la cola hay que meter una pieza en otra sin girarlas para evitar que queden burbujas en la unión.

En Cubiertas de Zinc disponemos de un equipo de profesionales en el sector de la construcción con una gran experiencia cuyo objetivo es proporcionar la mejor solución a los clientes para que queden siempre satisfechos a la hora de elegir canalones de aluminio o cualquier cubierta para sus inmuebles.

Esperamos que te haya resultado de gran utilidad este artículo y si necesitas  cualquier tipo de información  sobre las posibilidades que ofrecen los canalones de aluminio o las cubiertas de zinc ponte en contacto con nosotros.

LLAMAR AHORA